El proyecto

Entrenar la atención. Agitar consciencias. Inspirar coherencia.
Desarrollar inteligencia emocinal. Mejorar el desempeño.

Entrenador de la atención

Hola!

Mi nombre es Juan María Benítez, y tengo la fortuna de dedicarme de forma apasionada a enseñar cómo entrenar el músculo de la atención.
Enfoco mi trabajo como la creación de experiencias de aprendizaje que inspiren a otras personas y profesionales una forma de vivir y de trabajar más consciente, más coherente y más eficiente.

El objetivo final es ayudar a mejorar una gran olvidada: nuestra salud emocional, y con ella, nuestro desempeño y nuestra satisfacción. Esta capacidad nos permite mejorar nuestra gestión del estrés, potenciar nuestras capacidades, desarrollar nuestra inteligencia emocional y nos ayuda a incrementar nuestra sensación de bienestar y de vida plena.

Para ello, me he especializado en el desarrollo y entrenamiento del ‘músculo de la atención’ de una forma coherente y motivadora. Una habilidad que toda persona y equipo de trabajo puede (debería) desarrollar para disfrutar de sus beneficios:

Mayor capacidad para enfocarse en aquello que es relevante en cada momento, reducción de la reactividad a estímulos externos y distracciones.

Mayor claridad mental, mejor toma de decisiones, liderazgo consciente, mejora de la comunicación, la empatía y la creatividad.

Vida y desempeño más consciente, más coherente y más eficiente.

Años de experiencia

Personas y profesionales

Cursos y talleres

ENTRENANDO LA ATENCIÓN

Cuatro aspectos para
crear experiencias eficaces de aprendizaje

Conocimiento: aprendizaje conceptual/intelectual

En los talleres se comparten evidencias científicas para entender:
1) cómo nuestros procesos mentales y emociones nos condicionan;
2) cómo el entrenamiento de la atención nos aporta beneficios para mejorar nuestra gestión mental y emocional y nuestra eficiencia.

Prácticas y dinámicas: aprendizaje experiencial

En las sesiones de trabajo se enseñan las principales técnicas de entrenamiento de la atención. También se realizan dinámicas para integrar de forma vivencial los efectos de las mismas.

Motivación

Cada sesión está diseñada para ser una experiencia de aprendizaje que despierte el interés y la motivación por trasladar al día a día lo aprendido durante los talleres.
La práctica es la base de los beneficios.

Trabajamos para conseguir una transferencia real de conocimientos y prácticas.

Coherencia

Todo lo compartido en los talleres (conocimientos y prácticas)
parte de mi propia experiencia. Es la base para conseguir
una transferencia de conocimiento eficaz y honesta.

Personal.

Sobre mí, puedo decir que me apasiona el aprendizaje, cambiar, la naturaleza, conocer cómo funciona nuestra mente, la práctica meditativa, cuidar mi alimentación y mi descanso, practicar trailrunning (natural running), escuchar, y entrenar mi paz interior. 
También intento contagiar alegría y amabilidad a las personas en mi día a día (especialmente a Rosa y nuestr@s tres hij@s).

X